Día Internacional para la Eliminación de la Violencia contra la Mujer

Palabras de Ana Güezmes en el Evento Ciudades Seguras Libres de Violencia contra las Mujeres y Niñas del Gobierno del Distrito Federal

En el Marco del Día Internacional de la eliminación de la Violencia en contra de las Mujeres y Niñas

Fecha: martes, 24 de noviembre de 2015

Dr. Miguel Ángel Mancera, Jefe de Gobierno del Distrito Federal, extensivo a  todas y todos los distinguidos miembros del presidium

Sra.  Teresa Inchaústegui, Directora General del Inmujeres DF

Representantes del gobierno del DF, Secretaria del Gobierno, los diferentes poderes, de las organizaciones de mujeres y feministas de esta Ciudad, colegas de las Naciones Unidas, funcionarios y funcionarias que nos acompañan, amigas y amigos de la prensa, jefes y jefas delegacionales.  Bienvenida especial a nuestra colega, Laura Capobianco del equipo global del programa Ciudades Seguras de nuestra sede en Nueva York.

Ana Güezmes en Presentación de Líneas Generales Programa "CDMX CIudad Segura y Amigable para mujeres y niñas" (Foto: ONU Mujeres/Diana Romero)
Ana Güezmes en Presentación de Líneas Generales Programa "CDMX CIudad Segura y Amigable para mujeres y niñas" (Foto: ONU Mujeres/Diana Romero)

A partir del 25 de noviembre, Día Internacional de la Eliminación de la Violencia contra la Mujer, hasta el 10 de diciembre, Día de los Derechos Humanos, la campaña 16 Días de activismo contra la violencia de género es un momento en el que impulsar acciones para poner fin a la violencia contra las mujeres y las niñas en todo el mundo y “Pintar la ciudad de México de naranja”. La violencia no es un problema de las mujeres sino de la sociedad en su conjunto, la violencia contra las mujeres es violencia contra la sociedad y contra la convivencia democrática. Lo más importante es transmitir que la discriminación y la violencia es intolerable y que toda la población debe involucrarse para poner fin a la violencia contras las mujeres y las niñas. Reconocimiento y balance.

Hoy quiero agradecer la oportunidad de dirigirme a ustedes en nombre de ONU Mujeres, y reafirmar nuestro compromiso con el Gobierno de la Ciudad, expresado desde el año 2013 en un Memorándum de Entendimiento y que tendrá vigencia hasta el 2018. Y el camino conjunto es claro: más mujeres, paridad en la toma de decisiones, una ciudad segura y amigable para las mujeres y niñas, un sistema público para responder a las necesidades actuales y futuras de cuidados y plena integración económica y social de las mujeres.

Esta Ciudad se ha unido a la Campaña de la ONU para poner fin a la violencia contra mujeres y niñas, pintando de naranja la Ciudad el día 25 de cada mes, color emblemático, y organizando iniciativas naranjas.

ONU Mujeres está trabajando con el gobierno de la Ciudad de México y, en especial, con el Instituto de las Mujeres del Distrito Federal, para desarrollar la iniciativa Ciudades Seguras Libres de Violencia contra las Mujeres y las Niñas. El programa global Ciudades Seguras de ONU Mujeres, responde a la necesidad de prevenir el acoso sexual y los diversos tipos de violencia que padecen las mujeres y las niñas de todo el mundo en los espacios públicos: en los calles, en los parques, en los mercados, en el transporte público. Este programa inició en 2010 en cinco ciudades piloto, contando en la actualidad con más de 20 ciudades y desde este mes la Ciudad de México se suma a esta iniciativa. Esta Ciudad ha sido seleccionada para albergar el evento internacional sobre Ciudades Seguras Libres de Violencia contra las Mujeres y las Niñas en febrero del 2017, a fin de compartir buenas prácticas y lecciones aprendidas con los gobiernos de más de 20 ciudades del mundo, desde Nueva Delhi a Quito , de Nueva York al Cairo y de Kigali a Bruselas, de Ciudad del Cabo a Dublín, entre otras, se darán cita en la ciudad de las libertades y los derechos, la ciudad de México.

Permítanme hablarles del primer programa global, que con una perspectiva comparativa con enfoques integrales para prevenir, disminuir y responder ante el acoso sexual y otras formas de violencia sexual contra las mujeres y niñas en espacios públicos. En la Ciudad de México estamos colaborando con el gobierno del D.F. y en particular con el Instituto de las Mujeres del D.F. para implementar esta iniciativa con el apoyo de la Agencia Española de Cooperación Internacional para el Desarrollo con un enfoque en el transporte público.

Cada vez más personas vivimos en ciudades, y otro fenómeno creciente es la mayor movilidad multifuncional de las mujeres: más viajes, más uso de transporte público que privado, esto es señal de autonomía y progreso. Pero la cara negativa, es que las mujeres a menudo nos movemos con más angustia porque hacemos muchas cosas y con menos tiempo, viajamos más cargadas, nos acompañan nuestros hijos y nos acompaña constantemente la amenaza o el riesgo de sufrir violencia por el hecho de ser mujeres es mayor. Cada día en esta ciudad, las mujeres producen más de 10 millones de viajes, y viajamos más en el transporte público incluida la ecobici. ¿Cómo hacer que la ciudad sea segura y amigable y se adapte a las necesidades de cada sector de la población? ¿Cómo será la ciudad inteligente que incluye y protege a las mujeres y las niñas de toda forma de violencia? Esas son las respuestas que buscamos. 

Y hacerlo no es fácil políticamente. Quiero resaltar, el compromiso de la ciudad.  Atreverse a mirar la violencia sexual en nuestros espacios públicos rompe con siglos de silencio e impunidad, y nos permite sacar a la luz el problema y las soluciones. Felicito su coraje e iniciativa señor alcalde. Déjenme comentar algunos de los hallazgos del Estudio Diagnóstico del Programa Ciudades Seguras desarrollado con un equipo interdisciplinario del Colegio de México, con la coordinación del Dr. Arturo Alvarado:

Conclusiones sobre la armonización legislativa:

Los ordenamientos locales en materia de acceso a las mujeres a una vida libre de violencia recogen los principios rectores de los principales instrumentos internacionales y nacionales, por lo cual podríamos hablar de importantes avances en la armonización legislativa. Sin embargo, todavía falta avanzar en la conceptualización clara de las conductas de violencia sexual/ catálogo especificas contra las mujeres para lograr que las políticas y programas públicos realmente, logren revertir este fenómeno. También es importante subrayar, que el mayor desafío se encuentra en el terreno de la aplicación operativa de la ley y la garantía de acceso a la justicia. 

Patrón Territorial de los delitos sexuales

Para cada tipo de delito hay una distribución espacial diferente. Por ejemplo las agresiones sexuales se concentran en la periferia sur, la periferia este y el norte del Distrito Federal.

  • Positivo: las mujeres tienen confianza en el transporte público y en el programa viajemos seguras pero falta conocimiento de todos los componentes del programa el cual señala la necesidad de mayor comunicación sobre el programa..

El examen del patrón geográfico del delito de violación, localizadas a 500 metros de las estaciones del metro, mostró que en los transbordos, son las áreas más “peligrosas” para la movilidad de las mujeres. Por ejemplo, identificamos ya 4 áreas de concentración con respeto a agresiones sexuales en las líneas de metro.

 Distintas formas de violencia comunitaria en el D.F.

 

50% de las mujeres sufre de la violencia comunitaria a lo largo de su vida comparado con 32% a nivel nacional y 20% han experimentado violencia comunitaria en el último año (15,5% a nivel nacional). Endireh, 2011

En la ciudad, una de cada dos mujeres fue agredida sexualmente en el espacio público. La mayoría no se denuncian. Las formas más frecuentes son las frases ofensivas y los tocamientos, hasta formas extremas de violación.

4% de las mujeres capitalinas se sienten inseguras de vivir y/o transitar en el Distrito Federal (ENVIPE 2015).

Según una encuesta del Banco Interamericano de Desarrollo el 40% de las mujeres ha modificado su vestimenta para evitar algún tipo de violencia en el Sistema de Transporte Colectivo (STC). Y el 4.5% ha tenido que dejar su trabajo o estudio por causa de la violencia en el STC. (BID 2015).

¿Qué estamos haciendo?

En el marco del programa Ciudades Seguras Libres de Violencia contra las mujeres y Niñas, ONU Mujeres, acompañará el Gobierno del D.F. e INMUJERES D.F. en la elaboración de un programa que responda a las necesidades identificadas en el estudio diagnóstico.

Los componentes principales que vamos a desarrollar en conjunto el año que viene son:

  • Una APP que brinde información sobre violencia contra las mujeres y servicios de apoyo; que permita a las mujeres realizar auditorías de seguridad y también identificar espacios de riesgo o percepción de riesgo.
  • Una campaña de prevención dirigida a los hombres y niños; a las personas que son testigo de la violencia, y las mujeres afectadas con el fin de frenar una cultura de 0 tolerancia.
  • Un sistema de monitoreo integral para mejorar el monitoreo y seguimiento de la violencia contra las mujeres en el transporte público y para medir el impacto de las intervenciones implementadas.
  • Observatorios y auditorías ciudadanas junto a las delegaciones para permitir el seguimiento ciudadano del programa para involucrar a las mujeres en el nivel local.

Antes de cerrar, les quisiera compartir, que 12 agencias de la ONU, con nosotras como secretariado lanzamos la campaña dedicada a la eliminación del matrimonio de niñas en la ley y en la práctica en el marco de la campaña ÚNETE y los 16 días de activismo contra la violencia de género. El matrimonio de niñas constituye una violación a los derechos humanos de las niñas y es considerada una práctica nociva por la ONU porque afecta gravemente la vida, la salud, la educación y la integridad de las niñas. Impacta también su desarrollo futuro y el de sus familias e incrementa la discriminación y la violencia contra ellas. En México al menos 1 de cada 5 mujeres entra en unión conyugal antes de cumplir los 18 años de edad. En Distrito Federal tiene la menor prevalencia de matrimonio de niñas menores de 18 años en el país con 13%, pero desde luego hay mucho por hacer.

Estoy convencida de que si todas y todos trabajamos juntos: gobiernos, organizaciones de la sociedad civil, el sistema de las Naciones Unidas, empresas, escuelas y personas que se movilizan a través de los nuevos movimientos solidarios, seremos capaces de lograr un mundo más igualitario —un planeta 50-50— en el que las mujeres y las niñas podrán vivir sin violencia.

El objetivo de ONU Mujeres es asegurar que todas las ciudades del mundo sean libres de violencia contra las mujeres y niñas y que en todas las ciudades en el mundo las mujeres y niñas accedan a las oportunidades sociales, económicas, políticas y culturales que ofrecen las ciudades al día de hoy.

El Gobierno del D.F.  y ONU Mujeres tenemos una visión de la Ciudad de México como una ciudad más segura e igualitaria siendo un modelo ejemplar para el país y para la región latinoamericana.  Y tenemos en usted Dr. Mancera, el compromiso de hacer de esta ciudad una ciudad incluyente y segura. Cuenta con ONU Mujeres en este propósito.

La violencia contra las mujeres y las niñas puede y debe prevenirse. ONU Mujeres está dispuesta a colaborar y hacer su parte. Todas y todos debemos aspirar a un mundo justo con igualdad entre mujeres y hombres, niñas y niños, donde todas las mujeres y las niñas vivan sin miedo ni violencia.